Alergia a la Alternaria: síntomas y cómo prevenirla

Alternaria es un tipo de hongo que suele transportarse a través del aire. Este tipo de hongo suele provocar enfermedades alérgicas, como la rinitis o el asma, como reacción del sistema inmunitario al respirar sus esporas. A continuación, en este artículo te explicamos qué es la alergia a la Alternaria, cuáles son sus síntomas y cómo prevenirla para mitigar sus efectos.

Síntomas de la alergia a la Alternaria

La alergia a la Alternaria suele desarrollarse cuando el sistema inmunitario entra en contacto continuado con el moho. Al respirar sus esporas puede desarrollarse esta afección, dándose lugar síntomas de la alergia tales como:

  • Estornudos
  • Congestión nasal o goteo.
  • Picazón en ojos, nariz y garganta.
  • Piel seca y escamosa.
  • Ojos llorosos.
  • Tos

Los síntomas de la alergia al moho pueden variar dependiendo de la persona que la padece, siendo más o menos leves. Además, la sintomatología puede estar presente durante todo el año o tan solo durante ciertos momentos, por lo que la afección podrá variar dependiendo de quien la sufra. Asimismo, es natural notar los síntomas de la alergia a la Alternaria cuando se está en contacto con espacios húmedos o en aquellos lugares, tanto interiores como exteriores, que suelen tener una alta concentración de moho, por lo que también puede denominarse alergia a la humedad.

Tratamiento 

La alergia a los hongos puede desencadenar patologías respiratorias, por lo que debe ser tratada de inmediato, igual que sucede con otros alérgenos. Para que el tratamiento para la alergia al moho de este tipo sea efectivo deberás combinar tres pilares fundamentales:

  • Medidas de prevención: mediante las cuales se pueda evitar estar en contacto continuado con las esporas del hongo Alternaria que han desencadenado la alergia.
  • Tratamiento farmacológico bajo supervisión médica: los tratamientos pueden dividirse en antiinflamatorios (corticoides, cromonas y antileucotrienos) y broncodilatadores. La prescripción de unos u otros dependerá de la gravedad de la patología y del estado de salud general de la persona.
  • Inmunoterapia: se trata de un tratamiento único de la causa de las enfermedades alérgicas respiratorias a través de anticuerpos IgE específicos.

En cualquier caso, si crees que has desarrollado alergia a la Alternaria es fundamental que acudas a un médico especializado, quien puede pedir una prueba de alergia a la Alternaria para asegurar el diagnóstico y poder dar con el tratamiento adecuado.

Cómo prevenir la alergia a la Alternaria

Para poder prevenir la alergia a la Alternaria es fundamental reducir el contacto con el alérgeno. Si bien a veces es imposible evitarlo por completo, es muy importante tomar medidas que eviten la exposición a la humedad, uno de los principales desencadenantes del moho y, por ende, de la alergia a la Alternaria.

Dado que se trata de una alergia estacional y estrictamente relacionada con la humedad, las medidas de prevención deberán dirigirse a evitar los tres factores que favorecen el crecimiento de los hongos: la humedad, la oscuridad y la acumulación de polvo y materiales orgánicos. En este sentido se recomienda tomar las siguientes medidas:

  • Evitar la estancia en habitaciones húmedas, como sótanos, bodegas o graneros.
  • Mantener las estancias limpias y secas.
  • Mejorar la ventilación del hogar.
  • Limpiar frecuentemente humidificadores y aparatos de aire acondicionado, dado que favorecen el crecimiento de hongos en sus filtros.
  • No guardar calzado húmedo.
  • Limpiar las paredes afectadas por el moho
  • Evitar la exposición al polvo doméstico.
  • Hacer un buen mantenimiento de las tuberías y los desagües.
  • Evitar lugares con vegetación espesa y con mucha humedad.
  • Evitar la acumulación de restos orgánicos en casa.
  • Eliminar hojas muertas y evitar el contacto directo con el césped.

Mantener tu vivienda libre de humedad contribuirá a minimizar los efectos de la alergia a la Alternaria, por lo que si has desarrollado esta alergia al moho será fundamental evitar la humedad por condensación, mejorar la impermeabilización de tu hogar y evitar las filtraciones, para lo que te recomendamos la ayuda de profesionales del sector.